viernes, 8 de marzo de 2013

ESPECIAL 85 CUMPLEAÑOS


Diez Minutos, Febrero de 1977

BIOGRAFIA
Nuestra popular Sara Montiel nació en Campo de Criptana (Ciudad Real), haré el próximo mes de marzo cincuenta y dos años, en el seno de una familia de labradores al servicio de los marqueses de Cabezuela. A los pocos meses de vida, y con motivo de la enfermedad de tipo asmático que padecía su padre, tuvieron que trasladarse a Orihuela (Alicante), buscando un clima que pudiera convenir más a su salud. Sara allí estudió, primero en un colegio de Madres Dominicas, y más tarde en el Centro de Religiosas de Jesús y María.

A los once años de edad vino a Madrid a un concurso convocado por Cifesa, en el que quedó vencedora. La productora, como premio, pagó sus estudios de declamación en el Conservatorio de la capital española. A finales de 1944, y tras haber trabajado ya en algunos doblajes, intervino en un pequeño papel en ‘Te quiero para mí’, dirigida por Ladislao Vadja. Por entonces usó el nombre artístico de María Alejandra, que no tardaría en cambiar por el actual, siguiendo los consejos de Enrique Herreros, su primer representante. 


A los dieciocho años, Sara era ya una chiquilla preciosa. 

En 1950, cuando ya había trabajado en quince películas, decidió marcharse a México, país en el que permaneció cerca de seis años, al cabo de los cuales, con otras tantas películas en su haber, y viendo que se agotaban sus posibilidades, optó por irse a Hollywood. En la meca del cine interpretó tres películas y contrajo su primer matrimonio con el productor y director cinematográfico Anthony Mann, del que se divorciaría años más tarde.

En 1957 regresó a España, y nada más llegar comenzó el rodaje de ‘El último cuplé’, que supondría su primer éxito a nivel mundial y su entrada en el pequeño y cerrado círculo de los mitos españoles. Después, varias películas más –todas variantes del tema de la pobre y abandonada cupletista-, reafirmaron su enorme popularidad.

En 1964 se casó por segunda vez, ahora con el industrial José Vicente Ramírez Olalla, del que hace tan sólo unos meses ha obtenido la separación definitiva. Últimamente, algo alejada de los platós cinematográficos, ha presentado con éxito varios espectáculos musicales, en lo que figuraba como estrella principal.


En resumen, y como buena nativa del signo de Piscis, los atributos definitivos y concluyentes de su personalidad, son: vacilante, algo perezosa, contemplativa, abnegupersticiosa, delicada, muy generosa y, sobre todo, soñadora.
BIOGRAFIA

Nuestra popular Sara Montiel nació en Campo de Criptana (Ciudad Real), haré el próximo mes de marzo cincuenta y dos años, en el seno de una familia de labradores al servicio de los marqueses de Cabezuela. A los pocos meses de vida, y con motivo de la enfermedad de tipo asmático que padecía su padre, tuvieron que trasladarse a Orihuela (Alicante), buscando un clima que pudiera convenir más a su salud. Sara allí estudió, primero en un colegio de Madres Dominicas, y más tarde en el Centro de Religiosas de Jesús y María.

A los once años de edad vino a Madrid a un concurso convocado por Cifesa, en el que quedó vencedora. La productora, como premio, pagó sus estudios de declamación en el Conservatorio de la capital española. A finales de 1944, y tras haber trabajado ya en algunos doblajes, intervino en un pequeño papel en ‘Te quiero para mí’, dirigida por Ladislao Vadja. Por entonces usó el nombre artístico de María Alejandra, que no tardaría en cambiar por el actual, siguiendo los consejos de Enrique Herreros, su primer representante. 



En un descanso de 'Dos pasiones y un amor', película que interpretaría con Mario Lanza y Joan Fontaine.
Durante su etapa argentina, como cantante de tangos.

FICHA
Su nombre verdadero es María Antonia Alejandra Vicenta Isidora Abad Fernández.
Nació en Campo de Criptana (Ciudad Real), el 10 de marzo de 1928.
Ha estado dos veces casada: la primera civilmente, el 30 de marzo de 1957, con el director cinematográfico Anthony Mann, del que se divorció poco más tarde, y la segunda, el 2 de mayo de 1964, con el industrial José Vicente Ramírez Olalla, unión que ha durado hasta septiembre de 1977, en que le ha sido concedida la anulación por los Tribunales Eclesiásticos.
Desde hace cuatro años está unida sentimentalmente a Pepe Tous, propietario de un periódico mallorquín.
Mide 1,67 de estatura y pesa 60 kilogramos.
El color de sus ojos es avellana, cobrizo el de sus cabellos, y muy blanco el tono de su piel.
Por su fecha de nacimiento pertenece al signo zodiacal de Piscis.



PELICULAS
-‘Te quiero para mí’ (su debut cinematográfico), con Antonio Casal (1944)
-‘Empezó en boda’
-‘Bambú’ (1945)
-‘Se le fue el novio’
-‘El misterioso viajero del Clipper’
-‘Por el gran premio’ (1946)
-‘Mariona Rebull’
-‘Alhucemas’
-‘Don Quijote de la Mancha’
-‘Confidencia’
-‘Vidas confusas’
-‘Locura de amor’ (1948)
-‘La mies es mucha’
-‘Pequeñeces’ (1949)
-‘El capitán veneno’ (1950)
-‘Aquel hombre de Tánger’

En México:
-‘Cárcel de mujeres’
-‘Furia Roja’ (1951)
-‘Ella, Lucifer y yo’ (1952)
-‘Soy gallo donde quiera’ (‘Jimmy’)
-‘Piel canela’ (1953)
-‘¿Por qué ya no me quieres?’
‘Se solicitan modelos’ (1954)
-‘Frente al pecado de ayer’ (‘Cuando se quiere de veras’)
-‘Yo no creo en los hombres’
-‘Necesito dinero’
-‘Ahí viene Martín Corona’ y ‘Vuelve Martín Corona’ (refundidas en una y estrenadas en España con el título de la primera)
-‘Donde el círculo termina’ (‘La ambiciosa’) (1954)

En Hollywood:
-‘Veracruz’
-‘Dos pasiones y un amor’ (1955)
-‘Yuma’ (1957)

En España:
-‘El último cuplé’ (1957)
-‘La violetera’ (1958)
-‘Carmen la de Ronda’ (1959)
-‘Mi último tango’ (1960)
-‘Pecado de amor’ (1961)
-‘La bella Lola’ (1962)
-‘La reina del Chantecler’
-‘Noches de Casablanca’ (1963)
-‘Samba’
-‘La dama de Beirut’
-‘La mujer perdida’ (1966)
-‘Tuset Street’ (1968)
-‘Esa mujer’ (1969)
-‘Varietés’ (1971)
-‘Cinco almohadas para una noche’ (1973)



ELLA HA DICHO:
  • “El día que me decida a escribir mi biografía me tendrán que echar del país. Los amantes no los puedo contar y los maridos tampoco, pero sería interesante”.
  • “El amor es un sentimiento que puede llenar toda una vida, mientras que el placer es algo así como la explosión del amor. Lo ideal, claro está, es que el amor sea el detonante del placer, y que ambos viajen juntos”.
  • “Mi familia es una familia de obreros del campo, de gañanes y de criadas. Mi familia está llena de socialistas y republicanos”.
  • “A los nueve años yo ya estaba formada. Sigo usando el mismo número de sujetador que usaba a esa edad. Y las piernas. Tenía las piernas muy formadas, bonitas”.
  • “Soy una mujer sin estudios, que tardó mucho en saber leer. Y todavía no sé. Pero vuelvo sobre lo que leo, pregunto, estudio, me gusta que me expliquen las cosas”.
  • “Me gustaría para España un socialismo democrático con justicia y libertad”.
  • “La píldora puede ser conveniente en ocasiones. Estoy en contra del aborto. No soy católica; no creo en el matrimonio para toda la vida”.
  • “Entre dos seres que se aman, sean hombre y mujer, hombre y hombre o mujer y mujer, no pueden ni deber existir límites de ninguna clase. En el juego del amor, cuando el amor existe, no hay fronteras”.
  • “Soy mujer de un solo hombre mientras amo a este hombre, y creo que en el transcurso de una vida se puede quizá amar a un solo hombre o a varios más”.
  • “El adulterio es para mí el producto de una serie de prejuicios sociales que transforman en incomprensiones los problemas cotidianos de la pareja. Y estos problemas son los que acaban con el amor”.
  • “Es necesario que los españoles nos liberemos de muchos prejuicios y que nos conozcamos profundamente para no seguir cometiendo errores que luego nos pesan mucho”.

SUS AMORES



Ha estado  casada dos veces, la primera civilmente con Anthony Mann, y la segunda con José Ramírez Olalla, con el que contrajo matrimonio en Roma. En la actualidad, y desde hace cuatro años, está unida sentimentalmente a Pepe Tous, propietario de un periódico mallorquín, sin que haya expresado en ninguna circunstancia su deseo de volver a casarse.

 SUS PREFERENCIAS
Sus actores preferidos: Gary Cooper y Marlon Brando.
Sus actrices predilectas: Barbra Streisand y Glenda Jackson.
Sus mejores directores: Luís Buñuel y Juan Antonio Bardem.
Su color: el negro.
Su piedra preciosa: el brillante.
Su metal: el oro blanco.
Su número: el 7.
Su comida: la carne a la plancha, las ostras.
Su bebida: el zumo de frutas.
Su tipo de hombre: que lo sea en toda la extensión de la palabra.
Su vicio: el dormir.
Su virtud: saber escuchar.
Sus defectos: hablar demasiado y ser muy sensible.
Su cualidad: creer firmemente en el amor.
Su ‘hobby’: echar las cartas a los amigos.



GRAFOLOGÍA
El resumen grafonómico de la escritura de Sara Montiel, es como sigue: rápida y acelerada (por su velocidad); extendida y baja (por su dimensión); ascendente e inclinada (por su dirección); desigual (por su presión); descuidada (por su orden); ligada y ágil (por su cohesión), y simplificada (por su forma).



Puede decirse, analizados los presentes rasgos gráficos, que su autora es mujer muy emotiva, que suele exaltarse con facilidad en accesos de cólera de acusada violencia pero, todo hay que decirlo, de muy corta duración, y dotada de una fuerte personalidad, que no creo pase inadvertida en ninguna parte. De un entusiasmo fuera de lo común, que la lleva a desear cualquier novedad, se siente capaz de emprender la empresa más ardua y arriesgada, aunque por su escasa perseverancia, pocas veces termine con igual interés sus proyectos iniciados, y todo eso cuando logra ponerlos en práctica, cosa que es poco frecuente.
Es caritativa, muy caritativa, tanto que su generosidad puede llegar a la abnegación más sufrida, sin que encuentre límite a la hora de socorrer a alguien cuya necesidad considere verdadera. Su carácter es, por lo general, optimista y goza de un humor excelente, pese a que en ocasiones, no pueda evitar que su natural ironía malogre muchos de los buenos conceptos que sobre ella puedan tener formados cuantos la conocen.
Es paciente, pero con medida. Superado ese límite, despiertan sus ataques impetuosos de genio, con los que, sin pretenderlo, llega a oscurecer sus naturales simpatía y cordialidad. Pero bueno será añadir que es mujer que se conoce bien y no oculta sus defectos, pues de sobra sabe que no puede hacer nada por paliarlos, ya que habitualmente su fuerte temperamento puede mucho más que su sentido común.
Su inteligencia es clara, viva, objetiva y de primer orden, y no cabe duda que, como buena autodidacta, sabe usarla en su provecho. Su actividad suele ser normal; posee bastante iniciativa y es muy vivaz e inquieta a la hora de tomar una decisión rápida e importante.

 ASTROLOGIA
Por su fecha, hora y lugar de nacimiento, Sara Montiel pertenece al segundo decanato de Piscis (es decir, al período comprendido entre los días 1 al 10 de marzo, ambos inclusive) y su ascendente es también el de Piscis.
Piscis es el decimosegundo signo del Zodíaco, de invierno, con triplicidad de Agua, doble, femenino, negativo, húmedo-frío, nocturno, común, acuoso y fecundo. Es el domicilio por la noche de Neptuno y de Júpiter, exaltación de Venus, y exilio y caída de Mercurio.
Teniendo en cuenta el ascendente, tan importante como el signo natal, podemos definir su personalidad astrológica en tres apartados:

Su carácter
Son las características piscianas, intensificadas, reforzadas por la conjunción del propio signo. Y esto puede resultar tan positivo como negativo. Personalidad impresionable e intuitiva, y poco dotada para la acción. Abnegada y compasiva. Tan hipersensible que, incluso, llega a la mediumnidad.

Su sensualidad
Mujer más espiritual que pasional, la pisciana pura se manifiesta poco inclinada a embarcarse en aventuras afectivas y sexuales insustanciales. Aunque suele rehuir el compromiso sentimental se muestra sensible y ardiente si encuentra la pareja que consiga despertar su amor, entonces volcánico.



Sus aspiraciones
Poco práctica y tendente hacia la abstracción, esta nativa suele hallarse inmersa en la pasividad y en el desinterés por la vida activa. Particularmente dotada para las bellas artes, puede encontrar el desarrollo de su vida profesional en actividades relacionadas con la pintura y la decoración.

Sus amuletos de suerte son los siguientes: su flor, el loto; su piedra preciosa, la amatista; su color, el marrón (y a veces el negro); su perfume, el de menta, y su número favorable para toda clase de empresas, el once.



En resumen, y como buena nativa del signo de Piscis, los atributos definitivos y concluyentes de su personalidad, son: vacilante, algo perezosa, contemplativa, abnegada, supersticiosa, delicada, muy generosa y, sobre todo, soñadora.





Por: Arturo Vallejo y Antonio A. Arias
Fotos: A. Cuenca y archivo


Otros cumpleaños…
Lecturas, 16 de Marzo de 1990

Celebró sus 62 años, los 11 de Thais y los 20 de su unión con Pepe Tous
El super feliz cumpleaños de
SARA MONTIEL




Sara Montiel celebró a la vez el cumpleaños de su hija mayor Thais (11) y el suyo (62). Además, los veinte años al lado de Pepe Tous.
-Aunque nos casamos en el verano de 1979, el 31 de julio, nos habíamos conocido en 1970. Yo había venido a Palma con el espectáculo ‘Sara en persona’ y Pepe se pegó a mí de forma que al pasar a Sevilla me siguió. En Dos Hermanas se me declaró. O mejor, nos declaramos. Allí, en Sevilla, empezó nuestra convivencia. ¡Veinte años juntos!



Thais eligió para su cumpleaños una hamburguesería de Palma no lejana a su casa. Con ella almorzaron su hermano Zeus y unos amigos de colegio. Una camarera, pintada y vestida de payaso, les servía las hamburguesas, el pollo y la tarta de chocolate que la propia Thais cortó para todos sus invitados, ayudada por su padre.
Thais Tous Abad, de 11 años, lleva muy bien sus estudios. Sara la elogia como ‘muy inteligente y muy responsable, quiere ser la mejor, la número uno, se exige mucho a sí misma’. Está muy alta: ‘se nos ha convertido en una mujercita’, dice la madre.
Un regalo que le hizo especial emoción: los dos pájaros tropicales que le llevó Javier Gurruchaga, el de la ‘Orquesta Mondragón’, muy amigo de Sara Montiel desde que ella grabó la canción ‘Fúmame’.




El cumpleaños de Sara se celebró por la noche con una cena en el lujoso restaurante Bahía, en el mismo edificio en el que actualmente vive –en el ático- la ‘familia Tous’.
En la tarjeta del menú se leía: “Somos diferentes… No nos divorciamos, no vendemos exclusivas y ¡además! Celebramos, pregonamos felizmente acompañados de vosotros, queridos amigos, nuestros cumpleaños. Gracias por estar con nosotros: Familia Tous Abad”.
Pepe Tous regaló a Sara Montiel (María Antonia Abad Fernández) un óleo de Miguel Barceló, pintor muy cotizado últimamente. Ella había adquirido con mucho interés una escultura de Juan Barberán y que regaló a Pepe Tous a sabiendas de que éste se emocionaría, pues se trata de una obra de su abuelo que durante muchos años había estado colocada en el vestíbulo de un cine de Palma y a la que había perdido la pista.



Sara Montiel, vestida de Chanel, volvió a lucir sus mejores joyas en la fiesta de su cumpleaños. Entre los amigos se encontraban Javier Gurruchaga, Luís Cobos y Ángel, José Luís López Vázquez, Maruja García Nicolau, y el realizador Eduardo Stern, que ha terminado de grabar la serie musical de siete horas ‘Sara y punto’ que TVE programará no antes del otoño.
Número muy divertido, tras cortar la tarta, el que ofrecieron los artistas travestis Nino y Jimmy, caracterizados de Sara Montiel y de Montserrat Caballé interpretando la canción que en su día grabaron juntas.





Mallorca. Javier de Montini

Garbo, Marzo de 1976



(Pincha para ver más grande)



Fotografía




La gran dive posa para Ibáñez con un cuadro de Campo de Criptana, el pueblo que la vio nacer el 10 de Marzo de 1928.





Otras felicitaciones....




No hay comentarios:

Publicar un comentario